“MOBBING MATERNAL”

Instituto Europeo Campus Stellae
www.campus-stellae.com
live@campus-stellae.com
+0034 981522788
Formación GRATUITA
Becas


MOBBING MATERNAL”



Mobbing: o también llamado psicoterror laboral en el trabajo es una situación en que una persona o grupo de personas ejercen una violencia psicológica externa, de forma sistemática (definición estadística: al menos, una vez por semana), durante un tiempo prolongado (definición estadística: al menos durante seis meses), sobre otra persona en el lugar de trabajo.

Este concepto lo conocemos desde hace relativamente mucho tiempo pero el concepto de “mobbing maternal” no es tan conocido en la sociedad o no se le presta tanta atención como al concepto general. El mobbing, en cualquier caso, normalmente se ejerce para conseguir que el trabajador abandone voluntariamente su puesto.

El mobbing maternal sería, por lo tanto, el mobbing ejercido contra las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia. Para detectar este tipo de acoso basta con que evaluemos el entorno laboral de la mujer antes y después de una situación de embarazo o lactancia. El mobbing comienza con el enfriamiento de las relaciones, ruptura con la comunicación resumiendo el contacto únicamente a los temas imprescindibles y con una hipotética modificación de las condiciones laborales dentro del puesto que desempeñe la mujer.

Aún y todo, en el caso del mobbing por razones de género contará con agravantes a la hora de aplicar las penas, pues la empresa incurre en un doble delito: una contra los trabajadores y otra contra la discriminación. En estos casos es imprescindible tener grabaciones, videos, documentos o pruebas de testigos que vean cómo la trabajadora ha perdido sus derechos o esta siendo acosada por estar embarazada, haber disfrutado una baja maternal o por reclamar los tiempos que le corresponden por horas de lactancia.

Pero debemos recordar que un despido de una mujer que ha estado embarazada o lo está es nulo (salvo que acrediten causas muy graves de incumplimiento de contrato), aunque el empresario no conozca el estado de gestación de la empleada.

La fundación Madrina ofrece asistencia integral a jóvenes y adolescentes embarazadas, y según esta entidad social, hasta un 45% de las mujeres que son madres terminan abandonando el trabajo o son despedidas por su maternidad, y hasta un %50 de las mujeres embarazadas no pueden acceder al mercado laboral.

El perfil de la mujeres que sufren mobbing laboral es la de empleadas de Pymes de entre 25 y 30 años, con hijos menores de tres años o que están embarazadas.

Según un informe de la fundación Madrina, algunas mujeres deben soportar comentarios tales como “tu embarazo da mala imagen a la empresa” o “te daremos otra responsabilidad, ya que tus prioridades han cambiado”.

Hoy en día, por muy triste que suene, el embarazo es un factor de riesgo en el mundo laboral. Y ahora, con la situación de crisis, las empresas están aprovechando la coyuntura para recortar los derechos de los trabajadores. El miedo al despido hace que los trabajadores dejen de reivindicar sus derechos.

Garazi Azkue
Máster protocolo (Recusos humanos)